El verdadero AMOR

Igual que a ti, las películas de Disney y el Vaticano me hicieron creer que el amor era compartir mi vida entera con el mismo príncipe azul: tenía que ser un hombre sí o sí, a poder ser rico, guapo y exitoso. Con los años me di cuenta de que era muy difícil encontrar a la persona perfecta para el resto de mi vida, ¡qué presion! nunca acabé de entender por qué amar a alguien significa no tener sexo -o simplemente besos y abrazos- con nadie más el resto de tu vida, a menos que seas tan frío como para mentir a tu ser amado, como hacen la mayoría de los que critican mi forma de amar.

¿Acaso el matrimonio es un contrato de compra-venta y el ser que amas tu propiedad?

Ahora sé que para amar de verdad hay que saber soltar, además de amarse a una misma.

Durante muchos años creí que el problema era mio, ¿quizás era una pervertida sexual? Pero es que no podía encontrarle la lógica. Es como si un día te dieran a elegir tu plato favorito y tuvieras que comer únicamente eso el resto de tu vida. Pollo frito eternamente, aunque ahora quiera ser vegetariana. Es tan irreal como decir que Jesús, -el primer comunista oficialmente asesinado-,  murió virgen a los 33 años.

En mi búsqueda hacia la libertad intenté con las mujeres, pensando que quizás era un simple problema de orientación sexual, con la esperanza de que fueran algo más abiertas de mente y de corazón. Pero sólo hay que ser lesbiana para darse cuenta de lo inseguras y sexualmente reprimidas que están las mujeres en el siglo XXI.

Al final me sentía en una cárcel igual, e incluso entré en un bucle de relaciones a distancia para no “perder la libertad”. Siempre me gustó jugar y vivir la magia, -según los mayas es mi propósito- así que de bien jovencita empecé a experimentar. Algún intento con dos hombres, dos mujeres, hombre y mujer…pero siempre algo muy puntual o superficial, con fiesta y alcohol de por medio.

20140607_170117

Pero soñando de corazón se cumple todo, y al fin puedo decir oficialmente que encontré lo que buscaba: un amor a tres, hombre y mujer, que no para de crecer, adaptarse y transformarse, algo indescriptiblemente mágico. Sé que mucha gente superficial no me entenderá, (pronto seré famosa en La Palma porque me escondo poco y me encantan las playas nudistas) pero el amor no es la monogamia heterosexual posesiva impuesta por la iglesia, ni el sexo es esa aberración de las películas porno, (lo que ven los adolescentes antes de tener novia, ejem).

De todas formas, ¿por qué se empeñan en separar el sexo del amor? Son los que lo critican y persiguen los que están obsesionados con ello. Para mí el amor sexual, o íntimo, -por llamarlo de una manera para diferenciarlo del amor universal a todos los seres-,  es algo mágico y hasta sagrado, una mezcla de besos eternos y dulces, caricias por lugares desconocidos, abrazos interminables, orgasmos no forzados, meditaciones tantricas, palabras bonitas, risas y miles de sensaciones indescriptibles. Los polvos de una noche de borrachera ni es amor ni es sexo porque como todo lo superficial y artificial suele ser una mierda, y por desgracia lo digo por experiencia.

Pero me da la impresión que sabemos amar tan poco que necesitamos alcohol y otras drogas para experimentar ni que sea un sucedaneo del amor. He comprobado personalmente que el verdadero amor SANA, que la gran mayoría estamos faltos de cariño, (también los casados), que se puede evolucionar mucho personalmente abriéndose a otros corazones y que es tan bonito compartir!

Así que cuando encuentres a tu marido en tu cama con su amante no montes un drama innecesario, desnúdate y vete al cielo con ellos, a condición de que no te mientan más. Yo he llegado incluso a escribir poesía o a tocarles la guitarra mientras les observo embelesada, porque el amor es como la música, mejor vivirlo tú o verlo en directo que en un videoclip.

carmen 006

Por culpa de las represiones religiosas y la falsa moral pocos conocen la sensación de sentirse arropado por dos cuerpos, hacer la cucharita a tres, dar y recibir amor al mismo tiempo, inventar un kamasutra nuevo…las posibilidades son infinitas, pero me reservo los detalles para cuando quiera dedicarme a la literatura erotico-espiritual 😉

Por favor, no confundáis más el AMOR LIBRE con el SEXO LIBRE superficial. Yo no me voy con cualquiera a la cama como hacía cuando no me quería a mí misma, a menos que me pase con el alcohol (y ya paso cada vez más de las drogas de Babilonia).

Últimamente sólo me enamoro de artistas, “loc@s”, inadaptados, inconformistas, de personas libres o que están a punto de serlo, yo les ayudo a buscar la llave de su libertad, que a veces no ven porque está demasiado cerca, en su corazón.

A nuestros dueños (o ex-dueños en mi caso) no les interesa que descubráis el amor libre, que construyáis una comunidad de paz y amor fuera del sistema capitalista, que ya existen por cierto. Nadie iría a trabajar, comprar o matar para ellos, por eso están tan obsesionados con el sexo.

Como ya dije anteriormente, la fórmula para cambiar el mundo es AMOR – EGO, y cuando haya poco de lo segundo y mucho de lo primero, no será necesaria una revolución social violenta que acabe con las personas cancerígenas que enferman el mundo.

De hecho, el cáncer se puede curar con quimioterapia o radioterapia (quemando y envenenando las células enfermas) y/o sanándolas, con amor, comida sana, alegría y aceite de marihuana (ahora entiendo por qué la han ilegalizado).

Ya sabes…apaga la tele, no vayas mañana al trabajo que odias, deja de pagar la hipoteca, de preocuparte, planta marihuana y vete a descubrir el verdadero amor. Solo así, sanaremos el mundo 🙂

Anuncios

Comparte tu opinión o experiencia

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s